LA FRUSTRACIÓN EN EL CAMINO DE LA VIDA

Todos los cristianos conocemos la situación vivida por un siervo de Dios llamado Moisés, este personaje nació en momentos difíciles de la historia del pueblo escogido por Dios, los pequeños estaban siendo muertos por los gobernantes de la época y sus familias perseguidas; la historia cuenta cómo la familia de éste personaje optó por esconder de las autoridades al pequeño para evitar que fuera muerto por ellos y lo hicieron de la manera más peculiar, tomaron una pequeña barcaza y le colocaron dentro.

Un familiar cercano fue la encargada de cuidar de este joven, pero en algún momento perdió el interés en lo encomendado por sus padres y él bebe terminó expuesto a las corrientes de agua de dicho río donde fue colocado, finalmente terminó en manos de la hija del rey Faraón de manera milagrosa ya que en lugar de desecharle fue tomado por ésta familia y criado conforme a todas sus costumbres y ritos, su nombre MOSHE o MOISÉS, significa sacado de las aguas. Al crecer este joven no podía negar sus costumbres y tradiciones que como hebreo  tenía en la sangre.

Instruido en ingeniería, matemática, idiomas, diseño y muchas otras corrientes de la época, destacó en todo lo que hacía, no por su capacidad sino porque Dios estaba con él; fue Dios quien permitió que la historia se escribiera de esa forma tan robusta y sin sentido para la vida de este joven quien ahora contaba con una familia y un apellido de peso para la época, en algún momento este joven entró en confrontación al ver como su raza egipcia trataba a la raza hebrea, su corazón latía con rapidez al ver las injusticias que ellos experimentaban en su diario vivir bajo el reinado de su familiar Faraón .

Moshe en una oportunidad no soporto más, y optó por tomar la justicia en sus manos al ver como un soldado de la época maltrataba a uno de sus hermanos hebreos terminando en la muerte del soldado; él al ver el hecho cometido se dio a la tarea de ocultar en el desierto el cuerpo del soldado, el encargado de su cuadra notó que faltaba este colaborador, y optó por dar aviso a las autoridades superiores y la investigación inició por averiguar qué es lo que en realidad había sucedido en el desierto en ese día de trabajo.

No faltó  el soplón que confrontara a Moshe con su realidad, inculpando a Moshe de la muerte del soldado ahora era Moshe el prófugo, era él el culpable de agresiones y lesiones por lo cual huyó de su casa adoptiva ¿te imaginas el grado de frustración que vivió este personaje a lo largo de su corta vida? Y esto era sólo el principio de dolores ya que luego de ser llamado por Dios para guiar a su pueblo por el desierto para llevarlos a la tierra prometida, se encontró con muchos más obstáculos como la falta de credibilidad ante Faraón, la falta de obediencia del pueblo encomendado, la falta de recursos y mucho más.

¿Sabes cuál es la lección de la vida de Moshe en cuanto a la frustración? Que cada vez que tuvo necesidad jamás acudió a los hombres que le acompañaban, siempre buscó a quien le había llamado al ministerio para ser  libertador, Moshe acudió a Dios por ayuda, fuerza, templanza; y tú ¿A quién corres cuando las cosas salen mal? ¿Sigues confiando en los hombres? ¿Hasta cuándo volverás  a quien te formó, llamó, encomendó y ha cuidado de ti? Para superar la frustración en el camino de la vida, busca el único camino que es Cristo, no vivas más en derrota, levanta tu rostro Jesús está contigo.

6 respuesta a “LA FRUSTRACIÓN EN EL CAMINO DE LA VIDA”

  1. Excelente enseñanza, solo Dios tiene la respuesta a todas nuestras necesidades, ya sea como pastores, lideres de iglesias, miembros y también para este mundo que agoniza por estar lejos de Dios.

  2. Excelente mensaje, hoy en día en que la fustración nos agobia al sentirnos impotentes ante la injusticia, la amenaza, la violencia.

  3. excelente mensaje … Dios ara algo especial en la vida del ser humano, y mas cuando se busca en espíritu y verdad. y en ayuno y oración

  4. En lo personal existen muchas frustaciones con relacion a emprender que al final no logro finalizar y que tambien no los palnifico bien.En lo personal tomo decisiones que no son las correctas en temas de negocios y que he perdido bastante dinero por no consultar mis decisiones a Dios sobre temas tan importantes con los negocios.Considero que es hora de sentarme y buscar de Dios de forma que el tome mi camino en el camino que el me quiera llevar, en cual el servicio sea hacia el y que me guieen un sendero de paz, gozo y prosperidad a donde fluye leche y miel porque es el dueño del oro y la plata.
    Bendiciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *