Los Ángeles, California

“No tienes que ser grande para empezar, pero debes empezar para ser grande”

mm

La idea  principal  de este  blog  es motivada por el deseo de compartir conocimiento   y con la convicción de que “no tienes que ser grande para empezar, pero tienes que empezar para ser grande”. Iniciamos este Blog de Emprendedores.

Gracias a LA PRENSA GRÁFICA que nos ha abierto este espacio.

Algunas notas tienen como base la experiencia personal. He sido testigo en los últimos 25 años de que sí algo es seguro en la economía de cualquier país (ya sea desarrollado, no desarrollado, pobre o rico) los negocios pequeños, los negocios familiares, las pequeñas empresas, son las que más contribuyen a la creación y sostenimiento del empleo.

Aquí en los Estados Unidos lo comprendieron hace muchas décadas, por eso el fomento a los pequeños negocios.  Los réditos que suman los emprendedores a nivel  microeconómico  a la economía son grandes. Si tienes la idea de ser un emprendedor, si tienes identificada alguna oportunidad de iniciar un negocio, la satisfacción y beneficios personales se multiplicarán a lo grande, igualmente con la misma suerte el sacrificio y responsabilidad de ser dueño de tu propio negocio.  Y nunca considerar un fracaso si las cosas no salen bien.  Recuerda que la experiencia será gratificante al futuro.

Basta de historias, los invito a crear nuestra propia historia.

El mensaje de “Emprende tu negocio” está enfocado en la simplicidad de crear un pequeño negocio  donde cada uno tiene la libertad de dedicarse al cuido personal de nuestros clientes,  donde no existe la complejidad de los negocios desarrollados. Considerando que ese crecimiento llegará producto de la dedicación y  habilidades del  emprendedor y  para efectos de medir en que etapa se encuentra tu idea, consideramos  dos niveles  de emprendedores.  Los primeros son todos  los capaces de reinventarse y lanzarse al mundo de los  pequeños negocios. Usted señor o señora que tiene una idea y no encuentra por donde comenzar es hora de asumir el reto.

El segundo nivel  está enfocado en los emprendedores, que ya comenzaron  sus negocios  donde el primer  beneficio es haber creado su propio empleo. Solamente la visión, las ganas, el deseo y la necesidad  los ha conducido hasta este punto.

Lo cierto es que la gran mayoría de negocios surgen de abajo  para arriba.

Aquí el riesgo ya fue  tomado y con seguridad no  es producto de ningún programa gubernamental, es usted y su propio deseo de reinventarse que lo llevó a usar sus propios ahorros, o quizá un préstamo a sus padres o amigos.

Crear una nueva cultura de emprendedores es el reto. Y aquí juegan un papel importante los medios de  comunicación,  las redes sociales y los salvadoreños residentes en el exterior  en este nuevo mundo donde la información y, por consiguiente, las  ideas se desplazan a altas velocidades.

Está llegando el momento de ver seriamente  a los salvadoreños residentes en el exterior  como una  fuerza  que impulse esta nueva cultura  de emprendedores. Y aquí surge un nuevo reto: detectar, reconocer y asimilar el capital  acumulado en conocimiento  político y económico de los salvadoreños residentes  en el exterior y canalizarlo  a coadyuvar, transferir  e implementar  conocimiento, ideas y recursos políticos y económicos  a El Salvador.

 

mm

Carlos E. Rodríguez

Licenciado en Economía, Administración y Desarrollo de Pequeños Negocios. Empresario en la industria de alimentos. Consultor, director general de la participación de El Salvador en el Desfile de las Rosas 2013.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *