DÍA MUNDIAL DE LA BICICLETA

 

La mañana del domingo 3 de junio, unos 200 ciclistas de distintas partes del país realizaron una marcha por diferentes calles de San Salvador para celebrar el Día Mundial de la Bicicleta, decretado por la Asamblea de las Naciones Unidas. La actividad fue organizada por BICIRED de El Salvador, una organización que aglutina a diversos colectivos de ciclistas del país con la misión principal de tener una sola voz ante la necesidad de fomentar el uso de bicicletas.

“El objetivo (de la marcha) es hacer un llamado a las autoridades públicas y organismos internacionales hacia la promoción del uso de la bicicleta como una alternativa sustentable para la movilidad por la ciudad”, comentó Vicente Méndez, miembro de  BICIRED y fundador del colectivo Pedaleando El Salvador.

La actividad partió de dos puntos de la capital: la ciclovía del bulevar Constitución y San Marcos; los dos grupos se dirigieron hacia el Centro de San Salvador y de ahí partieron unidos rumbo al monumento a El Salvador del Mundo, donde finalizó.

En el acto de clausura de la actividad participó el ministro de Obras Públicas, Eliud Ayala; la Oficial de Gobernabilidad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, Laura Rivera; y el diputado del FMLN Damián Alegría, quien realizó todo el recorrido en bicicleta.

Entre las demandas expresadas por los miembros de BICIRED El Salvador sobresalió la de trabajar en coordinación con los gobiernos locales e instituciones gubernamentales la cultura del respeto a los ciclistas con acciones puntuales en cada una de las comunidades que corresponden al municipio, y de esta manera fomentar el uso de la bicicleta como medio alternativo de transporte en todo el país.

“La bicicleta aleja a nuestros niños y jóvenes de situaciones negativas y ayuda al sano desarrollo de ellos, como también fomenta la integración intergeneracional y la convivencia familiar y social. Definitivamente, la bicicleta se convierte en una buena herramienta para una verdadera cultura de paz”, asegura Denny Chicas, miembro de BICIRED El Salvador y coordinador del Comité Ciudadano de Ciclismo Viroleño.

El congestionamiento, la contaminación y el creciente estrés vial son algunos de los problemas que los miembros de  BICIRED El Salvador han identificado como los principales problemas que se sufren en las grandes ciudades del país. Aseguran que están conscientes de que lograr sus objetivos, darle la oportunidad al uso de la bicicleta para lograr el desarrollo sustentable, es un gran reto y que todo gran cambio requiere esfuerzos graduales donde se tendrán obstáculos.

“Estamos felices porque algunas instituciones nos apoyan desde sus capacidades, que es poco, en realidad, pero vamos entendiendo que estos son cambios graduales que vamos a ir viviendo, y que esto va a llegar a transformar el país, principalmente la calidad de vida, que eso andamos buscando nosotros: que se mejore la calidad de vida del salvadoreño, principalmente, medio ambiente, economía, condiciones de salud”,  expresó Iván Carranza, miembro de BICIRED El Salvador y coordinador de Ciclistas Urbanos.

“El planeta demanda al ser humano tomar medidas urgentes y necesarias. En cuanto a la movilidad, una de las demandas más urgentes es cambiar nuestros medios de transporte, utilizar medios que no quemen combustibles fósiles, que no causen muertes por siniestros o accidentes viales, medios accesibles a todo ser humano y, lo más importante, que sean lo más armoniosos con el medio ambiente”, concluye Ricardo Navarro, miembro de BICIRED El Salvador y director ejecutivo de CESTA El Salvador.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *