Regresar a La Prensa Grfica
“Vamos a la escuela” con ciencia y tecnología

“Vamos a la escuela” con ciencia y tecnología

Dentro del Programa Social Educativo 2009 2014, denominado “Vamos a la escuela”, preparado y publicado por el Ministerio de Educación, existen alusiones reiteradas y en algunos casos, extensas, a los componentes educativos que guardan relación con la ciencia, la tecnología y la informática.

Lógicamente, el documento completo parte de bases filosóficas que establecen una serie de conceptos que servirán de marco de referencia a los planes y proyectos que se están desarrollando y planteando en el sector público de la educación salvadoreña.

Así, se introduce el concepto de escuela de tiempo pleno como “un modelo capaz de integrar, en una propuesta curricular homogénea, una misma calidad formativa para todos”. Se enumeran y describen ampliamente los ocho factores básicos para el éxito de una escuela de tiempo pleno:

1. La constitución y funcionalidad de la red alumno – maestro – familia – comunidad.

2. Las buenas prácticas educativas y formativas.

3. Los laboratorios de informática.

4. El uso de los espacios.

5. Los proyectos.

6. La operatividad.

7. La actividad motora.

8. La biblioteca de trabajo.

Desde esta escuela de tiempo pleno, ya hay un reconocimiento a la herramienta informática como un elemento importante dentro del ámbito educativo de cualquier nivel. La existencia, adecuación, dotación, mantenimiento y capacitación a los tutores de los laboratorios de informática es una de las piezas clave en dicho modelo de escuela.

Ciencia y tecnología desde pequeños

Aun más destacable, es que una de las novedades que este programa expone es el objetivo importante y transversal de formar en los niños y niñas un gusto especial por la cultura científica y tecnológica desde edades tempranas. Este objetivo, tal como se desprende del documento, trasciende la transmisión de contenidos, metodologías y técnicas para desarrollar experimentos e investigación científica.

La idea es que los y las infantes, así como los adolescentes, hagan suyo el gusto, la afición y las competencias para plantear hipótesis, desarrollar observaciones e investigación de campo, seguir el método científico, y obtener conclusiones, a favor o en contra de la hipótesis, y actuar de acuerdo a esos resultados. Esto significa tolerar el fracaso, desarrollar la perseverancia, analizar lo positivo y lo negativo de toda experiencia, trabajar en equipo, planear los próximos pasos, reaccionar ante la evidencia, cuestionar los dogmas, etc.

Esto es expresado en varios lugares del plan social educativo. Por ejemplo, como uno de los componentes de la filosofía educativa que sirve de base:

“Formar dentro de un contexto mundial en el que la componente científica y tecnológica se proyecta claramente como uno de los hilos conductores del futuro y del desarrollo, con el cual se asegure que todo salvadoreño reciba en la Escuela, una suficiente y adecuada formación científica que le proporcione los elementos necesarios para incorporarse y participar plenamente en un mundo marcado fuertemente por la necesidad cognoscitiva e innovativa de la ciencia.

Concretamente, una fuerte y sostenida formación científica con énfasis claro en el estudio de la naturaleza, del mundo físico en que vivimos, de las ciencias físico-químico-biológicas, y con una adecuada y suficiente capacitación matemática. Habrá que propender, en la Escuela, a inculcar el espíritu de observación, investigación, y en general, el uso del método científico como forma adecuada de estudio y análisis”. (Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”).

Este componente, junto con otros elementos clave, es mostrado en el siguiente esquema, donde se refleja, en el lado derecho, la inclusión de la investigación, ciencia y tecnología desde la educación inicial, en forma creciente, sin desaparecer en ningún momento, esperando una mayor dosis a nivel de doctorados, habiendo atravesado todo el proceso educativo.

Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”

Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”

Para cerrar la brecha del conocimiento

Los retos ampliamente estudiados y reconocidos en todo el mundo, vinculados a las diferencias sustanciales en el acceso y dominio del conocimiento son retomados en este plan. Dentro de las propuestas explícitas para que el país invierta en reducir esas brechas se encuentra la apuesta por la formación de personas con una predisposición favorable hacia la investigación, la ciencia y la tecnología, en general.

El mismo programa identifica como un proyecto clave el de dotar de herramientas de tecnología de información y comunicación a docentes y alumnos del sistema educativo nacional, a través del programa llamado “Cerrando la brecha del conocimiento”, que ocupa 17 de las 88 páginas del documento, y describe con gran detalle el proyecto de adopción de las computadoras OLPC XO (Una Computadora Por Niño).

Este programa es una de las acciones estratégicas que está definida bajo la línea estratégica “Investigación, Ciencia y Tecnología integradas a la educación”, una de las 7 líneas estratégicas del modelo educativo propuesto.

Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”

Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”

F. INVESTIGACIÓN, CIENCIA Y TECNOLOGÍA INTEGRADAS A LA EDUCACIÓN

Objetivo: Reducir la brecha de conocimiento mediante el fortalecimiento de la investigación y el acceso a la tecnología para contribuir con el desarrollo integral del país.

Acciones estratégicas:

1. Actualización e incremento del equipamiento tecnológico informático y de conectividad en los centros educativos del sector público.

2. Fortalecimiento de las capacidades de directivos docentes y del profesorado en el uso pedagógico de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC’s).

3. Ampliación del equipamiento de laboratorios científicos en los centros educativos del sector público.

4. Fortalecimiento y ampliación de los programas de formación del talento humano para el desarrollo científico y tecnológico del país, dirigidos a niños, niñas y jóvenes.

5. Adecuación curricular de la educación técnica en el nivel de media y superior para el desarrollo de las competencias profesionales, los requerimientos del sector productivo y las proyecciones de desarrollo del país.

6. Promoción y apoyo a la investigación en la educación superior que contribuya con la generación de información y conocimiento que nutra las políticas de desarrollo educativo.

7. Una acción particularmente importante, y que podría significar el necesario salto de calidad en nuestro sistema educativo, en cuanto a rediseño del aula y a modernización pedagógica, es el programa “Cerrando la brecha del conocimiento”, Integración de la OLPC en Educación Básica en El Salvador, C.A.

(Tomado del Plan Social Educativo 2009-2014 “Vamos a la escuela”)

Hay novedades en el programa social educativo propuesto para el período 2009 – 2014, así como también hay acciones que ya se venían desarrollando, quizá con menos o más intensidad, con otros nombres o enfoques. Es importante que se ha resaltado el aspecto de la formación en la cultura de la investigación, de la ciencia y la tecnología, reconociendo el valor estratégico fundamental que tiene esta disciplina en la actualidad, así como el aprovechamiento de las TIC en este proceso.

Los siguientes pasos también son importantes: mantener una mente abierta y una disposición a conocer y comprobar los resultados de distintas metodologías, herramientas y buenas prácticas para lograr los objetivos que están claramente planteados. Si bien los resultados en educación no se ven en el corto plazo, sí es posible conocer y estudiar experiencias en otros países, para aprender de lo acertado y de los fracasos, intentando lograr el mejor de los planteamientos.

Escriba un comentario