LOS VERDADEROS MOTIVOS

Todos mentimos en algún momento, pero la mentira en muchas ocasiones complica la vida del que la práctica. Desde el inicio de los tiempos vemos al hombre sufriendo por causa de la mentira. En el Huerto del Edén, Dios confronta a su creación y les pregunta qué sucedía y el hombre buscó excusas o mentiras para intentar calmar la ira de Dios, complicando así absolutamente toda la creación hasta hoy.

Luego vemos un hombre incumplir con el mandato divino de no tocar nada del anatema, pero él tomó del anatema un manto babilonio y lo trajo al campamento acumulando problemas para todos los que le rodeaban y atrayendo maldición, hasta que aceptó su error y lo sacó como Dios lo ordenó. Vemos una vez más como la mentira complica lo sencillo en la vida, no seamos parte de este tipo de prácticas y nos ahorraremos vergüenzas.

Hace unos años, mi padre fue puesto en la cárcel por una mentira. Mi hermana menor, Pamela, es un regalo que llegó a nuestra familia de una manera única, a través de la adopción, para lo cual hubo que legalizar sus papeles con los apellidos de mis padres. Pero cuando necesitó viajar con mis padres solicitaron un pasaporte americano, ya que mis padres ambos tienen esa nacionalidad al igual que la salvadoreña.

Resulta que le otorgaron su pasaporte como mis padres lo solicitaron, pero con el pasar del tiempo alguien ordenó una investigación en contra de mi padre y resultó que para obtener un beneficio migratorio norteamericano se dijo de manera oral que Pamela era hija biológica de ambos, cuando en realidad era adoptada, fue allí que todo salió a la luz y le tocó pasar la peor vergüenza de su vida en una cárcel de máxima seguridad.

Muchos parejas hoy tenemos la práctica de mentir los unos a los otros, nos engañamos fingiendo que todo está bien, que no sucede nada entre nosotros, lo cual es una mentira ya que no hay comunicación, no hay sentimientos, no hay intimidad, no hay verdad, y los medios de comunicación social con sus cadenas de fotos y noticias nos muestran una realidad totalmente diferente, es allí donde llegan las grandes sorpresas, fotos, vídeos, romances y mucho más.

¿Cuáles son los verdaderos motivos que nos empujan a mentirnos los unos a los otros? ¿qué fue lo que sucedió? Muchos dicen que es la falta de tolerancia, en lo personal creo que es falta de amor, cuando no hay amor no tenemos nada, hasta lo nuevo lo hace ver viejo y lo viejo pasado de moda, descubre hoy los motivos por los cuales mientes y enmienda, no permitas que la vergüenza llegue a tu vida y corazón y te pase la factura de una fractura por cabezón.

3 respuesta a “LOS VERDADEROS MOTIVOS”

  1. Pastor Dios le bendiga.

    muy bonito articulo, mi pregunta es la siguiente, no quiero tildar de mentiras buenas o malas, pero hay ocasiones en que decir una mentira puede resultar la mejor opción que decir la verdad, como por ejemplo usted quiere ayudar a alguien sin que esta persona sepa que usted lo ha hecho, sabiendo que lo importante es que esta buena obra Dios si sabe que usted lo hizo, y si esta persona ala que le ayudo le pregunta a usted quien lo hizo y usted le dice no se. esta es una mentira.
    como este podría decirle muchos ejemplos mas. mi pregunta es que pasa con este tipo de mentiras, siempre sera mejor decir la verdad o pueden haber excepciones?.

    de antemano muchas gracias.

    Dios le bendiga.

    Atte. Daniel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *