El sonido de la web 2.0

Desde que en 1860 se logró obtener el primer sonido grabado, en Francia, por medio del “fonoautógrafo”, que registraba las ondas sonoras en un papel, oscurecidas por el humo de una lámpara de aceite, la humanidad ha recorrido un vasto trayecto en el registro permanente de los sonidos.

Otro de los hitos relevantes en este recorrido ocurrió aproximadamente un siglo después, cuando se inventaron los elementos para llegar a crear la primera grabación en formato digital. Poder registrar las frecuencias, timbres, presiones del aire y amplitud de las ondas por medio de número discretos, permitió que en poco tiempo fuera posible ampliar las posibilidades para almacenar, procesar y transmitir el sonido en el formato digital, utilizado ampliamente hoy en día.

Gracias a esta digitalización de las señales audibles, entre otras cosas ha sido posible comprimir y empaquetar en pequeños espacios muchos minutos y horas de audio, ya sea éste música, canciones, discursos, clases dictadas, tertulias, sonidos ambientales, efectos sonoros, o cualquier combinación de las ondas sonoras que viajan por el aire.

Podcasts: expresión individual audible

En febrero de 2004 se utilizó por primera vez la expresión “podcasting”, y se la vinculó a una revolución del audio aficionado. El término viene del juego de segmentos de las palabras “iPod” (refiriéndose al dispositivo creado y comercializado por Apple) y de “broadcast” (transmisión), y aunque originalmente se refería al sonido, ha sido ampliado rápidamente para incluir también las grabaciones digitales de vídeo.

Desde ese entonces, la producción de podcasts en el mundo ha ido en constante aumento, y sus diversos usos continúan siendo ampliados por la creatividad de sus productores. Forrester Research ha estimado que en Estados Unidos, la cantidad de hogares que escuchan podcasts alcanzará los 12.3 millones durante 2010.

Otra fuente, Bridge Ratings ha preparado la siguiente gráfica, que muestra la tendencia de crecimiento de usuarios de podcasts, y define sus estimaciones estadísticas en forma más agresiva.

Entre las ventajas de esta forma de comunicación y publicación está el hecho de que cualquier producción en podcast puede ser escuchada en la computadora sin tener que copiarla al propio disco duro. O si se prefiere, puede ser descargada de la red y copiada a un CD o a un dispositivo iPod u otro reproductor de MP3.

Si se opta por descargar los podcasts a nuestro iPod, por ejemplo, podemos escucharlos cuando vamos en el vehículo o caminando, o bien como acompañamiento de nuestras rutinas de ejercicio individual, aprovechando de esta forma ese tiempo para formar una mente sana y un cuerpo sano simultáneamente.

En todos los casos, podemos suscribirnos para recibir periódicamente los podcasts de los temas que nos interesan. La facilidad para producir los podcasts, subirlos a la red, y acceder a ellos desde cualquier lugar del mundo gracias a Internet, los convierte en una poderosa forma de expresión individual audible, por lo que puede ser denominado apropiadamente “el sonido de la web 2.0”.

Podcasts salvadoreños

Desde hace algunos años, gracias al trabajo de pioneros como el salvadoreño Omar Egan y su compañía productora, SV Medios, es posible escuchar, descargar y archivar algunas producciones sistemáticas de podcasts sobre diversos temas que son atractivos para distintas audiencias.

En estas producciones, en las que se pueden encontrar grupos de participantes, conocedores del tema específico que trata, se utiliza el formato de una conversación entre amigos, con algunos temas como guía, pero permitiendo la improvisación y la informalidad, demostrando que los podcasts sirven tanto a un esquema formal de una entrevista o una conferencia, como al de una tertulia familiar.

Entre las producciones salvadoreñas de podcasts que son programas periódicos, y que pueden ser escuchados o descargados de la red, se encuentran:

Comic Geekos, “un show muy, pero muy especial”, sobre temas relacionados a los personajes de historietas, muñequitos o caricaturas, conocidos en inglés como “comics”

La Charamusca, “el podcast más alegre de El Salvador”, sobre casi cualquier cosa, con un tratamiento coloquial, improvisado, y sobre todo con el humor característico de nuestra cultura.

LatinTechTalk, “Podcast acerca de tecnología y su impacto en Latinoamérica”, es un show semanal acerca de tecnología y como ésta afecta a las empresas latinas, la sociedad y a las personas.

Pinguinux Music Podcast, “In my opinion, simply the BEST independent music on the Internet”, incluye canciones y piezas musicales independientes y, por tanto, no comerciales y poco conocidas.

Producido por un equipo diferente, siempre salvadoreño, Masconazo.com contiene algunos podcasts sobre deportes, principalmente fútbol, que resultan de interés para los seguidores de este deporte en nuestro país, y fuera del mismo. Se conversa sobre los resultados, las posibilidades de los equipos, las estrategias de los directores técnicos, y las novedades en el fútbol salvadoreño e internacional.

Más aplicaciones

Por supuesto, los segmentos de audio que los medios de comunicación colocan en sus portales conteniendo las entrevistas, conversaciones y otros reportajes, también pueden estar sujetos a las descargas y audiciones que los podcasts están teniendo.

De igual modo, los procesos de enseñanza aprendizaje ya utilizan los podcasts para transmitir disertaciones, clases expositivas, discusiones, diálogos, presentaciones y otras importantes experiencias pedagógicas registradas en audio.

Las posibilidades que la digitalización del sonido, la reducción del tamaño que ocupan estos archivos digitalizados, y las facilidades que brindan los minúsculos dispositivos de reproducción de los mismos archivos abren toda una gama de nuevas oportunidades para comunicar y compartir los mensajes auditivos que se consideren provechosos. Somos todo oídos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *